PUBLICIDAD

Las Bolsas de Amuletos

La bolsa de amuletos
Una bolsa de amuletos es un pequeño saco en el que se guardan amuletos de reducido tamaño y que se emplea para atraer o alejar de sí ciertas influencias. Habitualmente, fabricado con cuero o tela de algodón (franela por lo general) y se rellena con diversos materiales mágicos como hierbas, piedras, plumas de ave y huesos. Las bolsas de amuletos pueden llevarse colgadas en un collar, en una bolsa de mano o en un bolsillo.

Para que una bolsa de amuletos funcione apropiadamente, todo lo que se ponga dentro de la bolsa debe poseer las vibraciones mágicas correspondientes al hechizo o conjuro que se pretende. Por ejemplo, una bolsa de amuletos que se realiza con el fin de atraer a un nuevo amor debe contener sólo hierbas, gemas u otros objetos asociados con la magia del amor o simbolizando el romanticismo.

Para personalizar y darle todavía más poder a la bolsa, en el contenido se incluye algo personal (como sería un mechón de cabellos o recortes de uñas) de la persona para quien se prepara, junto con los objetos mágicos. Una gema de nacimiento adecuada o algo que contenga el símbolo astrológico de la persona, grabado o escrito, también aumenta el poder del hechizo.

Las bolsas de amuletos pueden adquirirse en la mayoría de las tiendas de objetos del ocultismo o por medio de los catálogos especializados de venta por correo, pero si se prefiere fabricar personalmente (como lo hacen muchas hechiceras y brujos), en seguida, las sencillas instrucciones para realizarla:

De una pieza de piel curtida o de franela de algodón (del color mágico apropiado), recortar dos piezas cuadradas de igual tamaño (3 por 3 pulgadas o 7.5 centímetros por lado). Poner las dos piezas recortadas una encima de la otra y coser tres de sus lados para formar un pequeño saco con boca abierta. Volver el interior hacia el exterior para dejar la costura al interior y llenar la bolsa con los ingredientes mágicos que pide el hechizo. Cierre la boca del saquito doblándola aproximadamente un centímetro (¼ de pulgada) como si fuera la ceja de un sobre, o bien, hacer pasar un cordón o tira de cuero por el doblez para amarrar cerrada la bolsa de amuletos. (Nota importante: antes de que fabrique su propia bolsa de amuletos, asegúrese de que la realiza en la fase lunar apropiada. Para más información, véase la sección llamada La magia lunar). Después de que se llenó y cerró la bolsa de amuletos, debe limpiarse ritualmente de toda vibración negativa inmediatamente y luego, cargarse con poder mágico
Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...